domingo, 14 de julio de 2013

Nota en La Segunda: 10 mil demandas de paternidad se interponen en Chile cada año:

Con el ADN es posible saber la verdad antes del nacimiento

Exámenes genéticos tienen valores que parten en $150.000 en los laboratorios privados. Precios suben a medida que el caso es más complejo. Resultados siempre son 99,9% o 0,0%. Existe la posibilidad de demandar a quien esté tratando de sacar provecho de una solicitud de paternidad. 

Patricio Meza S.
Sábado, 13 de julio de 2013


Hasta hace una década, probar una paternidad en Chile era una tarea casi imposible. Los antiguos tribunales de menores pedían "medios de prueba fidedignos", como cartas de amor con la madre, fotos, testigos, etc.
Es decir, el trámite era muy difícil y "normalmente esos niños se quedaban sin padres", apunta el abogado con más de veinte años de experiencia en temas familiares Rodrigo Vidal De Bernardis.
La situación empezó a cambiar con la Ley de Filiación, en 1998, que dio mayor validez al entonces incipiente test de ADN como prueba legal. Entonces los exámenes que realizaba el Servicio Médico Legal (SML) subieron de sólo 120 a 2 mil al año y han seguido aumentando.
Actualmente, cada año ingresan más de 10 mil demandas por presunta paternidad en la justicia de familia (ver tabla), donde los análisis genéticos son indispensables. Uno de esos requerimientos fue el que puso una mujer que alegaba ser la hija no reconocida de Ricardo Lagos Escobar. En ese caso, el tribunal ordenó pruebas de ADN en el SML y en un laboratorio particular. Este último test ya salió negativo.
A estas alturas la tecnología está tan avanzada, que incluso es posible saber la verdad antes de que nazca la guagua.