miércoles, 2 de abril de 2014

Documento de Estudio Nº 1/2014. Informe sobre Proyectos de ley sobre infancia en tramitación a marzo de 2014. Francisco Estrada

El presente informe lista los proyectos de ley sobre Infancia en tramitación al 14 de marzo de 2014, para, luego, realizar algunos comentarios de carácter general con vista a las decisiones político-legislativas que el nuevo gobierno debe tomar.
Se ha revisado para estos efectos el Sistema de Tramitación de Proyectos del Congreso Nacional (SIL). No se han incluido los proyectos relativos a educación, que si bien tocan, evidentemente, derechos del niño, poseen una especificidad en el debate público y en la agenda de gobierno. No se contabilizaron tampoco los proyectos que habían sido refundidos con otros.
En cada caso se indica el nombre del proyecto, el número de boletín, la fecha de ingreso a trámite parlamentario, la calidad de moción o mensaje, el señalamiento de el o los autores, y, finalmente, el estado de tramitación parlamentaria.

Comentarios generales (fragmento):

1. Necesidad de concordar definiciones y prioridades.
Pese a lo dispuesto en el artículo 17 inciso 2º y ss. del Reglamento de la Cámara de Diputados, son numerosos los proyectos que exceden los dos años sin movimiento en su tramitación y sin que, en consecuencia, sean archivados. Incluso un proyecto archivado fue desarchivado para, enseguida, retomar su persistente inactividad en tramitación. De ahí la necesidad de un esfuerzo de coordinación entre ejecutivo y parlamento en orden a establecer definiciones y prioridades que permitan reducir este inmenso listado de 82 proyectos en tramitación.
2. Algunas desagradables sorpresas.
Llama desagradablemente la atención que sólo 1 de los 82 proyectos se encuentre en una fase avanzada de tramitación. El resto, es decir, el 98 %, se encuentra en apenas primer trámite constitucional, y la gran mayoría sólo fueron presentados y nunca fueron ni siquiera discutidos.
3. Estrategia legislativa del ejecutivo
Es necesario, entonces, una afinada estrategia legislativa al respecto, y no incurrir en la simple presentación de sucesivos proyectos sin conexión uno con otro. Considero que el texto ancla del nuevo sistema debe ser el proyecto de protección de derechos, que regule nuevas formas para la relación estado-infancia-sociedad civil. Luego del proyecto sustantivo, viene la cuestión orgánica, es decir, la institucionalidad.
4. Recursos adicionales
Ninguna ley puede por sí sola cambiar la realidad de los derechos del niño si no se proporcionan, al mismo tiempo, los recursos necesarios para esa protección. Es un ineludible desafío para los legisladores superar una cierta “retórica de los derechos” para pasar a lo que denomino una “lógica presupuestaria de derechos”.
5. Reforma constitucional
Considerando que en el programa presidencial se encuentra el compromiso de una nueva constitución es interesante destacar que hay ocho proyectos en trámite que se refieren a reformas constitucionales relacionadas con infancia.
6. Proyectos importantes pero sin prioridad
Existen una serie de proyectos que, al margen de la nueva arquitectura institucional, resultan relevantes pero, superada la contingencia que los trajo a la vida, carecen del suficiente impacto para que lleguen a puerto. Su revisión y perfeccionamiento requiere del respaldo del ejecutivo y de los presidentes de comisión.